Los Daelins

Comparte esta historia

El valle encantado era habitado por varias comunidades que trabajaban la tierra para subsistir. Los Daelins eran una de las comunidades más próspera. Ellos tenían la singularidad de reunirse todas las noches frente al fuego para resolver los conflictos que se suscitaban entre sus miembros. En una noche de primavera, Madox se dirigió a Quinn, el hombre sabio de la comunidad. 

– ¡Estoy ofuscado con Erwin!

El hombre sabio le preguntó:

 ¿Qué te hizo Erwin?

Madox le respondió:

– He dedicado gran parte de mi vida a ayudarlo y él ya no pone en práctica mis consejos. Por muchos años he sido imprescindible para él y ya no lo soy

El hombre sabio le volvió a preguntar:

¿Quién te dijo que eras imprescindible?

Madox subiendo la voz le dijo:

– Por varios años le sembré su tierra y hasta le busqué mujer para casarse.

¡Erwin es ingrato!

Quinn le volvió a preguntar:

 ¿Erwin no te agradeció tu ayuda?

Madox enfurecido le contestó

-¡Si, me lo agradeció! pero ya no soy insustituible para su vida!!!

Quinn le dijo :

¿Alguna vez lo fuiste? , ¿Qué te significa sentirte insustituible?

Madox se quedó callado mirando el fuego un largo rato…..

Quinn se dirigió al resto de la comunidad y les dijo:

-Solo son nuestros pensamientos los que crean la idea de que somos imprescindibles. 

-Los antiguos llamaban a esos pensamientos Deamhan y fueron estos los culpables de la destrucción de muchas de las comunidades del valle encantado.

Reflexión

En este relato vemos como Madox se siente emocionalmente ofuscado por no ser insustituible en la vida de Erwin. Muchas personas alimentan su ego sintiéndose imprescindible y a veces hasta superiores. Este comportamiento lo aplican a sus amigos, familiares, pareja, hijos, compañeros de trabajo, etc. El ego es el que los lleva a comportarse de esta forma. La metáfora de Leonardo Wolk el arte de soplar brasa nos permite entender como se ayuda a las personas. Como las brasas, solo se necesita soplarlas así ellas mismas recobran fuerza y desarrollan todo su potencial. 

Ricardo Zamponi

Escucha un Cuento

Cuentos para reflexionar

Comparte esta historia

About the Author: Ricardo Zamponi

COACH PERSONAL Y EJECUTIVO MBTI PRACTITIONER
Coach entusiasta , apasionado por el desarrollo de las personas y la formación de equipos de alto rendimiento.

15 Comments

  1. Responder Pablo Z

    Hermoso Ricardo!
    Considero que uno debe ser imprescindible para con uno mismo. Debe crear y formar desde adentro hacia afuera y no al revés.
    Gracias por compartir una vez más!

  2. Responder Ana

    Este interesante relato invita a reflexionar y creo que “creer ser” imprescindible para otro, más que un “mérito” es una carga insoportable (una vez más el peso del ego!!) y la evidencia de que no hemos sido buenos “maestros” con nuestra ayuda o enseñanza hacia ese otro, en su momento. Nada más gratificante que, quien tome nuestra ayuda, continúe su propio camino. Gracias Ricardo!

  3. Responder Florencia

    Es muy importante entender que cada ser humano es el arquitecto de su propia vida y que cuando pensamos que alguien está equivocado debemos dialogar con el para tratar de construir y no imponer nuestras ideas entendiendo que son verdades absolutas . Seguramente nos vamos a enriquecer como personas y nos vamos a sentir gratificados.
    Gracias Ricardo por compartir esta enseñanza.

  4. Responder Marcelo

    Hola Ricardo , Gracias por compartir este relato , pero es una realidad , nuestros pensamientos nos hacen sentir muchas veces que somos imprescindibles para nuestros amigos, parejas , trabajos , personas a nuestro cargo y la realidad es que debemos ayudar a que se desarrollen y aprendar a caminar solas …. Gracias

  5. Responder Gerar Acuña

    Somos fruto y parte.de varios esfuerzos. Cada uno.tuvo su fumcion y efecto en ti. Para que así fueras. Parte y engranaje del mecanismo vital. Toda gran corona no sola se mueve sin la.ayuda de un dimimito piñon mil veces mas pequeño. Necesitamos un mano de sosten q nos enseñe a caminar. Nada solo lo podrás lograr. Y lo que logres por ello no seras imprescindible porque el cementerio esta lleno de imprescindibles y el.mundo sigue su rueda.

  6. Responder Agathe

    Me parece que el amor puro no espera algo en retorno. En la práctica si podemos dar sin esperar recibir que bonito el regalo.

    • Responder Charly

      Interesante Richard. Siento que todas las emociones son necesarias y nuestro conflicto se presente en el desborde. Qué difícil se nos presenta en todos los órdenes de la vida establecer límites. En la metáfora de la brasa, aumentamos su ego al soplarla, si nos pasamos se enciende el fuego. ¿Quién alimentará más su ego? ¿el fuego de la braza o aquel que la aviva?.

      • Responder Ricardo Zamponi

        Estimado Carlos, desde ya te agradezco tus comentarios. Las emociones son inevitables y de corta duración, lo que debemos ser conscientes que una vez producidas, a través de nuestros pensamientos las transformamos en estados emocionales. De allí la importancia de aceptarlas y gestionarlas.
        ¿Quién alimentará más su ego? ¿el fuego de la braza o aquel que la aviva?. Respecto a esta pregunta, desde mi punto de vista, la persona que sopla, por lo general no aumentan su ego, ya que su participación en el proceso de transformación es secundaria (seria el caso de un coach). Si se pasa la vida soplando a la misma persona todos los días puede que se transforme en el Madox del cuento, es decir aumente su ego al creerse indispensable. Por otro lado, las brasas aumentan su ego si lo que obtienen con el soplido es algo de forma (cosas materiales).En el caso de que no sea forma (autoconocimiento) no aumentaría su ego.
        Saludos

    • Responder Claudia Sambartolomeo

      Yo pienso que nadie es imprescindible, muchos que se creían imprescindibles han muerto y la vida continúa, el trabajo te reemplaza,los amigos y la familia te recordarán y extrañarán pero nadie se muere de amor

  7. Responder Oscar Correa

    Muy interesante artículo, el Ego es muchas veces nuestro peor enemigo, el ayudar a alguien nos debe dejar un sentimiento de bienestar y nada más. Todos somos responsables de nuestro propio destino con o sin ayuda de alguien.

  8. Responder María Cecilia

    Uy Ricardo! Genial esta enseñanza, me rememora situaciones laborales del estilo. Nadie es insustituible, siempre hay alguien que hace las cosas mejor que uno…. Y está bien que sea así… Así es como avanza la ciencia y la humanidad… Tan necesario para el bien común! El ego, el ego… Si se lo tiene muy elevado hay que calmarlo, porque trae frustración! Más que el ego hay que fomentar la solidaridad,,, esa siempre vuelve en satisfacciones.

  9. Responder Maria

    Muy buenas ideas y comentarios. Además entiendo q debemos cuidarnos de imponernos y hacer por otros cosas que pueden hacer solos porque las consecuencias son crear en esa persona una gran inseguridad. Muy buenas ideas, Ricardo.

  10. Responder Nicolas Jaramillo

    cadanuno somos lo que queremos ser, no obstante el ego hay que saber dosificarlo, pues hay que ser consientes de como nuestros actos y creencias repercuten en nuestra red

  11. Responder Claudia Sambartolomeo

    Yo pienso que nadie es imprescindible, muchos que se creían imprescindibles han muerto y la vida continúa, el trabajo te reemplaza,los amigos y la familia te recordarán y extrañarán pero nadie se muere de amor

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.