Cambios

El cielo estaba coloreándose de rojo marcando el inicio del atardecer. El piquituerto de plumas azules estaba exhausto de otro día de búsqueda. Llevaba mucho tiempo surcando el cielo en círculos y no podía reconocer su hogar en el paisaje que veía.  

La tormenta había cambiado la fisonomía del lago Tay. Miles de árboles centenarios caídos por doquier. Ramas y troncos desnudos conformaban un sin número de extrañas figuras en la superficie del lago. Aguas lodosas habían cubierto la pradera anteriormente atiborrada de flores.

El piquituerto se dispuso a descansar bajo el abrigo de un pino a la espera de un nuevo día. Se encontraba tan absorto en sus pensamientos que no se dio cuenta que junto al él yacía el búho anciano. Este lo interrumpió mediante una pregunta.

¿Cómo te encuentras?

El ave sorprendida por la presencia del anciano no halló palabras para responderle, por lo que el búho le reiteró la pregunta

¿Cómo te encuentras?

El pájaro le respondió con un lacónico

¡¡¡¡Desesperanzado!!!!

El búho, que le gustaba entender en lugar de hacer conjeturas, le replicó

¿Desesperanzado de que?

Con los ojos llenos de tristeza le contó sobre la búsqueda infructuosa de su hogar luego de la tormenta, de su cansancio por volar durante días y de lo desolador del paisaje que veía.

El anciano le dijo que luego de la tormenta el lago Tay no volvería a ser como antes. Si él buscaba el mismo hogar que había dejado antes del temporal jamás lo encontraría.

El piquituerto no comprendió lo que el anciano le decía. En sus pensamientos se preparaba para otro día de búsqueda.

Reflexión

En el relato, el piquituerto está aferrado a los recuerdos de como era su hogar y lo busca en un paisaje que ya no existe. Esta búsqueda, condenada al fracaso, no hace otra cosa que generar desesperanza y frustración. Nuestras vidas están llenas de pequeñas y grandes tormentas que cambian nuestro mundo. No aceptar los cambios nos limita en potenciar nuestro presente.

Toda semejanza con La Nueva Normalidad corre por cuenta del lector

Ricardo Zamponi 

Escucha un cuento

About the Author: Ricardo Zamponi

COACH PERSONAL Y EJECUTIVO MBTI PRACTITIONER
Coach entusiasta , apasionado por el desarrollo de las personas y la formación de equipos de alto rendimiento.

16 Comments

  1. Responder mara

    que oportuna reflexión, para el que construyamos una nueva realidad más consciente. quedarnos con lo que nos potencia y soltar lo que nos limita. besos ricardo me encanto!

  2. Responder Denise Cao

    Excelente reflexión, desapego y adaptarse a lo nuevo de la mejor manera. Gracias, Ricardo, muy buen mensaje.

  3. Responder Alberto

    Está muy pero muy bueno. Mejor aún, sería llevar a la práctica el ” como” romper esas limitaciones que nos contienen e impiden que nos adaptemos a cualquier escenario. Gracias por compartirlo Richard.

    • Responder Ana

      Nunca tan oportuno el relato, Ricardo! si de cambios de realidad se trata, que mejor momento que esté para no empecinarnos en encontrar el paisaje de nuestro recuerdo antes de la tormenta! Gracias por la reflexión.

  4. Responder Teresa H.

    Gran oportunidad de reflexionar sobre la importancia de la flexibilidad que se debe de tener siempre a todos los cambios que se presentan y tener siempre optimismo

  5. Responder María Cecilia

    Muy bueno Ricardo! No solo aplicable a esta nueva época, a todos nuestros cambios en la vida. Cuántas veces tratamos de repetir lo que ya no encaja y eso no nos deja ver el nuevo horizonte. Gracias por las reflexiones!

  6. Responder oscar zanabone

    Me gustó. Me sorprendiste Ricardo. Ejemplo contundentes.
    Hace un poco más de un año. Dejé mi relación laboral y emprendí e na consultora el camino del trabajo independiente. Obviamente entusiasmado. Cuando te lo comenté me dijiste: decime bien qué hacés. Esa pregunta me golpeó, porque realmente quería hacer muchas cosas, pero “bien qué” no lo sabía. Así que me llevó un tiempo saberlo, ponerlo en práctica. Hoy me siento seguro en mi especialidad molinería, harinas, aplicando PDCA. Saludos.

  7. Responder Inés

    Muy bueno!!! Aplicable a este contexto que estamos viviendo y a los crecimientos personales, es necesario aceptar para superarnos y vivir lo mejor posible el presente, que a la larga es lo único que existe. Gracias por compartirlo!

  8. Responder Charly

    Richard sos un gran amigo y siempre me das ánimo. Estaría casi de acuerdo con el búho sólo que no creo que éste haya conocido el amor. Hay penas tan grandes que con ellas se llevan la vida.

  9. Responder Monserrat

    Excelente reflexión Ricardo!!! Viene bien para poder comprender lo que sucede hoy en día, y tratar de aceptarlo y adaptarse. Gracias!!!

  10. Responder Sergio Alonso

    El búho seguramente conoció el amor de sus padres y tal vez el de sus hijos si los tuvo.
    El amor no se olvida nunca y si se está solo siempre existe el amor a la vida y a estar vivo a pesar de estar solo o con problemas.

    • Responder Gloria Santos

      Hermoso Ricardo, como siempre tus relatos y reflexiones me ayudan a seguir, más en este momento dónde todos estan muy tristes y negativos pensando en lo que tuvimos y ya no tendremos y no pueden construir algo nuevo a partir de esta nueva forma de vivir los días. Todo lo que nos pasa tiene un sentido un lado positivo y hay que buscarlo y encontrarlo para poder seguir adelante y construir nuevos sueños, nuevos proyectos, nuevas esperanzas . Nuevas ideas. Ojalá podamos todos superar las dificultades y nos encontremos con una VIDA MEJOR, no tengo duda de eso.

  11. Responder Mónica Duclos

    Me encantó Ricardo! Para mí es una invitación a enfocarnos en el momento presente. También a entrenar la aceptación y el desapego. Lo único permanente es el cambio… Muchas gracias. Abrazo!

  12. Pingback: Pionera : Su lucha y valor - Cuentista.es - Mujeres

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *