¿Autosabotaje?

Comparte esta historia

Los Daelins lograron sobrevivir al invierno a pesar de las escasas provisiones que habían almacenado debido a la sequía del verano. En cada rincón del valle Encantado la primavera estaba presente con el colorido de sus árboles y flores silvestres. Los ancianos de la comunidad habían pedido a Quinn que organizara el aprovisionamiento de alimentos para evitar las penurias del invierno pasado. Este estuvo pensando por varios días, hasta que llamó a Braian y Casei, dos de los miembros más jóvenes y valientes de la comunidad. Ambos pertenecían a familias que llevaban muchas generaciones formando parte de los Daelins.  

Los tres se reunieron alrededor del fuego y Quinn comenzó a explicarles lo importante de la misión que les iba a encomendar para la subsistencia de la comunidad. Él fue detallando el plan para el aprovisionamiento de suministros que deberían hacer en los próximos meses. A medida que el hombre sabio desarrollaba su plan, los rostros de los jóvenes se iban transformando. Braian sonreía y su cuerpo denotaba que estaba contento y entusiasmado con la misión, mientras Casei se encogía de hombros, su cuerpo era cada vez más diminuto y su rostro expresaba miedo. 

Quinn observaba que a pesar de que ambos escucharon las mismas palabras, sus reacciones fueron muy distintas. El sabio, esta vez dirigiéndose solamente a Casei le dio las gracias por escucharlo y le pidió que vuelva con su familia.

Reflexión 

La interpretación que hacemos de la información que recibimos esta siempre sesgada por creencias y emociones que fuimos acumulando durante nuestras vidas. Algo nuevo lo podemos tomar como un desafío, nueva experiencia o como una carga tan difícil de llevar, que nos infunde miedo. Este es un ejemplo de cómo las creencias y emociones dominan nuestro comportamiento. En el relato, Quinn al ver el miedo en el rostro del joven, se da cuenta que va a ser muy difícil que este lleve adelante su idea. Al igual que Casei, muchas veces desaprovechamos oportunidades al no ser conscientes que nuestras creencias y emociones nos están autosaboteando. 

Ricardo Zamponi

Escucha un cuento

Comparte esta historia

About the Author: Ricardo Zamponi

COACH PERSONAL Y EJECUTIVO MBTI PRACTITIONER
Coach entusiasta , apasionado por el desarrollo de las personas y la formación de equipos de alto rendimiento.

13 Comments

  1. Responder Adriana Ojeda

    Hay dos fuerzas que mueven al mundo: el amor y el miedo. Cuando nos anclamos en el miedo, una gran cantidad de emociones e ideas nacen y se desarrollan en nuestro interior que nos esclavizan y que nos ciegan de nuestro propio potencial y de nuestra propia grandeza. Se nos nubla la mente y con el fin de sobrevivir y defender la propia integridad, por instinto, terminamos cerrándonos las puertas a hermosas oportunidades de crecimiento. Al elegir al miedo, le damos cabida y permitimos que tomen el poder las emociones y las creencias derivadas deL miedo: la falta de confianza, la falta de consciencia de uno mismo, la creencia de no ser suficiente, la creencia de no ser merecedor de la grandeza y la ausencia de fe. Sólo basta un instante para decidir y dejarse llevar por uno u otro camino: irse por el camino del miedo y el abandono o por el camino del amor y la evolución.

  2. Responder Alberto

    Es así, y me consta, por propias experiencias personales. No entiendo porque llegamos a autosabotearnos cuando se nos propone algo diferente que tal vez nos saque de la comodidad pero seguramente es para mejorar. Muchas gracias por compartir Richard

  3. Responder Inés

    Tal cual!la verdad que muchas veces por creencias, juzgamientos míos no pude realizar o no pude disfrutar experiencias o desafíos por estar cegada por las creencias. Gracias por compartirlo!

  4. Responder Charly

    Gracias Richard. En lo personal pienso que las emociones no son ni buenas ni malas. Son parte nuestra y el desafío es aprender a manejarlas. Las visiones divergentes son enriquecedoras. Imaginemos un mundo en el que todos vemos todo de la misma manera…qué aburrido sería!

  5. Responder Marcelo

    Muy buena historia , Gracias Richard por compartir , las creencias y experiencias vividas del pasado muchas veces nos inmovilizan a emprender nuevos desafíos o retos que por temor , comodidad, miedo al cambio , como lo quieran llamar , no nos dejan salir de nuestra zona de Confort . y terminamos autosaboteandonos . Saludos

  6. Responder Ana

    El famoso “para que intentarlo si no voy a poder con ello? “ y así las oportunidades nos pasan de largo…Gracias Ricardo una vez más.

  7. Responder Teresa H

    Cuando hay miedo la gran oportunidad es controlarlo ya que al haber nuevas experiencias siempre lo desconocido causa miedo y es una gran oportunidad de crecimiento personal

  8. Responder Maria

    Hay que ser fuertes y enfrentar las dificultades. No decaer. Gracias por traer estás reflexiones en estos momentos.

  9. Responder Claudia Sambartolomeo

    Muy bueno como siempre Ricardo!!!!! El miedo es un enemigo que nos frena ,nos congela y muchas veces nos hace perder buenas oprtunidades

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.